Larraintzarko Ikastetxea comienza su “mudanza”

Foto: Ayuntamiento de Ultzama

El proyecto Kili Kili, en el que trabajan de forma conjunta la APYMA del centro, Larraintzarko Eskola y el Ayuntamiento de Ultzama  ha llevado a cabo este lunes una “acción artística” en el marco del proyecto que pretende transformar el centro escolar

Una caja de cartón y tres colores: negro, rojo y azul. Estos han sido los elementos con los que las alumnas y los alumnos de Larraintzarko Ikastetxea han trabajado este lunes en una “acción artística” en el marco del proyecto Kili Kili. Este plan, en el que la comunidad educativa del centro trabaja desde hace meses, tiene como objetivo impulsar la transformación de las instalaciones de esta escuela pública para que, además de cumplir con aspectos básicos como el confort y la seguridad, responda a los retos educativos actuales.

La de hoy ha sido la primera toma de contacto de los casi 300 alumnos y alumnas del centro en el proyecto Kili Kili. En cada aula de las tres etapas educativas que alberga, Infantil, Primaria y Secundaria, las y los estudiantes, de entre 3 y 16 años, han podido jugar y expresarse con la caja de cartón como si de un lienzo en blanco se tratase.

Después, de manera ordenada, han salido al exterior para levantar una escultura colectiva; una torre. Las cajas han hecho las veces de bloques de construcción y, al mismo tiempo, han simbolizado una mudanza, tanto de escuela como de modelo educativo.

Al finalizar, se ha tomado una foto de la obra con la que se va a hacer un gran mural que adornará la fachada del centro durante todo el verano. Cada alumna y alumno se ha llevado la caja a su pueblo, como forma de simbolizar la mudanza que se pone en marcha.

PROYECTO KILI KILI

Responder a los retos educativos actuales a través de la transformación de las instalaciones del centro es el objetivo último del proyecto Kili Kili. Larraintzarko Ikastetxea comenzó su andadura en 1965 y desde ese año no se han llevado a cabo reformas de calado. La más importante fue hace 4 años cuando los barracones instalados en 1996 se sustituyeron por un nuevo edificio integrado en el ya existente.

Desde hace medio año aproximadamente, la comunidad educativa trabaja en este “hermoso sueño”, en palabras de su director, Patxi Moreno Tobaruela, para transformar el centro. Lo hace de la mano del Ayuntamiento de Ultzama, que el pasado mes de noviembre destinó una partida de dinero para la elaboración de un documento técnico que analice la situación del edificio y la adecuación de los espacios a nuevos enfoques educativos.

Hasta el momento se han realizado varias sesiones de trabajo del denominado “grupo motor”, formado por profesorado, familias y Ayuntamiento de Ultzama y por los arquitectos. Además, se han realizado visitas a otros centros educativos como el de Zumadia (Abárzuza), Irulegi (Mutiloa), Arbizuko Herri Eskola o el de las Hijas de Jesús (Jesuitinas) de Pamplona. También se han celebrado varias charlas abiertas a toda la comunidad educativa en las que se han dado a conocer los avances de este plan, así como proyectos innovadores llevados a cabo en otras escuelas.

Todas estas actividades, tanto las visitas, como las sesiones y los talleres con los estudiantes, se retomarán después del verano.

Además, el centro de Larraintzar se encuentra inmerso en la integración del programa Proeducar-Hezigarri, del Gobierno de Navarra, dentro de su proyecto educativo

Kili Kili ha recibido una subvención del Gobierno de Navarra para el fomento y la promoción de la participación ciudadana 2021

Más noticias…

Recibe las noticias más importantes por whatsapp

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.