La farmacia de Isaba reabre sus puertas tras más de un año sin servicio

Publicidad

El Departamento de Cohesión Territorial del Gobierno de Navarra ha subvencionado con 40.000 euros la nueva farmacia de Isaba, que ha reabierto este mes de julio tras haberse adecuado un local del ayuntamiento para albergar dicho espacio. La única farmacia cerró en abril de 2019, cuando se jubiló la anterior responsable y, desde entonces, los 395 habitantes del municipio no contaban con este servicio.

El consejero de Cohesión Territorial, Bernardo Ciriza, y el director general de Administración Local y Despoblación, Jesús María Rodríguez, han visitado la nueva farmacia y han suscrito un convenio con el alcalde, David Baines, para hacer efectiva la ayuda. Dicho convenio se enmarca en las medidas del Gobierno de Navarra para luchar contra la despoblación.

Isaba ha sufrido en los últimos años un importante descenso de población. Desde 1960, cuando contaba con 914 habitantes de derecho, la localidad ha perdido un 57% de su población y la comarca de Pirineos, en la que se integra, es una de las zonas de Navarra más castigadas por el fenómeno de la despoblación, según ha explicado el Gobierno foral en una nota.

La farmacia se ubica en el barrio Barrikata, en un inmueble de planta baja, primera planta y planta entrecubierta, que data del año 1964. El edificio no presentaba lesiones estructurales pero requería renovar aspectos como carpinterías, climatización e instalación eléctrica, así como repasos en el alero de la fachada oeste y la cumbrera de la cubierta.

Con el fin de adecuar el edificio para la reapertura de una oficina de farmacia, se ha intervenido en varios aspectos: en la planta baja, transformando el aseo existente en aseo accesible y eliminando las barreras arquitectónicas en el acceso al edificio por medio de una rampa; y en la planta primera, que cuenta con una zona de vivienda, se ha adecuado un espacio como laboratorio. De esta forma, la superficie útil para la oficina de farmacia es de 60,97 metros cuadrados sumando la planta baja completa y el laboratorio de la planta superior.

Además, dentro de la estrategia del Departamento de Ordenación del Territorio, Vivienda, Paisaje y Proyectos Estratégicos para la rehabilitación de edificios en el ámbito rural y con el fin de promover vivienda de alquiler, la sociedad pública Nasuvinsa ha acometido la obra promovida y gestionada por el ayuntamiento para rehabilitar la vivienda situada en la primera planta del inmueble municipal.

El coste del proyecto se sitúa en torno a los 150.000 euros, de los que Departamento de Cohesión Territorial aporta 40.000 euros, a través del convenio suscrito; Ordenación del Territorio destina 15.000 euros y el resto es sufragado por el consistorio.

Uno de cada tres municipios navarros, un 38,6%, se encuentran en riesgo de despoblación, según los datos elaborados por el Comisionado del Gobierno frente al reto demográfico.

La Unión Europea sitúa el riesgo de despoblamiento en una densidad de 12,5 habitantes por kilómetro cuadrado. En Navarra hay dos comarcas muy por debajo, Pirineo (4,1 habitantes por kilómetro cuadrado) y Prepirineo (7,7). Además, Arga Valles (19,9), Sangüesa (14,3) y Larraun (18,8) se acercan a este umbral de riesgo. En Tierra Estella, si se descuenta la población de Estella, la densidad desciende hasta los 16,1 habitantes por kilómetro cuadrado y se sitúa como otra de las comarcas más castigadas por el despoblamiento.

El envejecimiento de la población es uno de los factores a tener en cuenta en estas zonas. Según el ‘Diagnóstico de las desigualdades territoriales en Navarra: retos y propuestas’, elaborado por el Observatorio de la Realidad Social, las comarcas más envejecidas coinciden en gran medida con las que tienen mayor grado de despoblación y menor densidad: Pirineo, Sangüesa y Tierra Estella.

Como indica el mismo estudio, en estas zonas se concentra una mayor presencia de personas con dependencia reconocida, lo que supone una demanda de determinados servicios o prestaciones vinculados al envejecimiento de las personas y adaptar los recursos a las necesidades específicas de estos colectivos.

A finales de 2019, el Gobierno de Navarra creó la Comisión Interdepartamental de Lucha contra la Despoblación con objeto de acometer este reto demográfico desde la transversalidad, incorporándolo como un principio a tener en cuenta en cualquier política o plan de la Administración.

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.